Onda implanta un pionero sistema basado en la nanotecnología para la auto-desinfección de espacios públicos

El Ayuntamiento de Onda sigue librando batalla al Covid-19 y, a todas las acciones preventivas que lleva ejecutando desde marzo, se suma ahora la implantación de un pionero sistema basado en la nanotecnología para la desinfección de espacios y edificios públicos. Así, Onda, junto a otras ciudades europeas como Milán, se consolida como una ciudad referente en aplicar esta tecnología que aplica un recubrimiento fotocatalítico a las superficies con capacidad de auto-limpieza, eliminación de olores y descontaminación de gases.

El Ayuntamiento ya ha empezada a aplicar este innovador sistema en tres edificios municipales con gran afluencia de personas como son la Casa de la Cultura, el Centro de Día y el Centro Integral de Mayores ‘El Montí’.

La alcaldesa de Onda, Carmina Ballester, ha presentado esta mañana ante los medios de comunicación el sistema y ha explicado que «hemos querido dar un paso más e invertir en la mejor tecnología que existe a día de hoy para la limpieza y desinfección de espacios públicos. El conocimiento, la ciencia y la tecnología son las mejores herramientas para combatir esta pandemia. Y este gobierno municipal no escatimará recursos en todas aquellas actuaciones que nos ayuden a mantener el virus lejos».

Tras decretar la suspensión de Fira d’Onda por prevención, el gobierno municipal ya ha empezado a destinar los recursos a reforzar la prevención mediante importantes actuaciones como esta.

Activado con luz solar y lluvia

La fotocatálisis es una reacción química que utiliza luz solar para activar un fotocatalizador, en este caso Dióxido de Titanio de tamaño nanoscópico, para oxidar y/o reducir contaminantes persistentes. Por tanto, la luz solar sirve para activar la auto-limpieza y desinfección de las zonas aplicadas con este producto.

En un primer paso, el proceso interrumpe la cadena de transporte de electrones, inhibiendo la síntesis de pared celular, luego paraliza la síntesis de proteínas y, finalmente, inhibe la síntesis de ADN. Estos efectos son de larga duración y proporcionan niveles seguros después del tratamiento.

Asimismo, la lluvia tiene el mismo efecto que una limpieza tradicional con detergente. Y sin lluvia, simplemente rociando la superficie con agua se obtiene el mismo efecto que una limpieza tradicional con detergente.

El producto previene la aparición de hongos, moho y frena el crecimiento de algas; repele el polvo y protege la superficie de la radiación ultravioleta; y mejora la calidad del aire circundante y ayuda a eliminar gases y malos olores.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *